Polonio 210

El tabaco, elemento principal del cigarro, fuente de metáforas y poseedor de un químico altamente radioactivo, escondido entre las demás sustancias; El isótopo polonio 210, ha sido usado como arma de crímenes de pasión y venganza silenciosa, efectivo en acción y post-mortem, dejando rastros mínimos. El polonio dura 138 días en salir del cuerpo, mata lentamente, empezando por que es muy difícil ser detectado con un diagnostico tradicional.

280n08992_6tsxz_comp-jpg-thumb-319-319

¿A que vengo con esto? He aquí mi propia alegoría trillada; me ha sido repetido por terapeutas (unos con titulo y otros otorgados el título por coincidencia y situación) que tengo tendencias obsesivas; pero estas obsesiones arden por cierto tiempo y se esfuman de la nada. Como un montoncito de tabaco envuelto en papel, dura poco, pasa el tiempo y deja de quemar. Sin embargo quedan residuos en los pulmones, uno no se da cuenta, pero ahí queda el rastro, nicotina y quién sabe que más, pero me ha sido informado de el pequeño veneno que en cantidad mínima encuentra también cabida en el rango de huellas dentro de el sistema respiratorio, este en una cantidad mayor capaz de matarnos lentamente.

cigarette-smoke

Tómese el párrafo introductor cómo uno quiera, al fin y al cabo, se comienza a escribir y las palabras ya salen solas, sí les hace sentido, me parece que de cierto modo da una explicación a las figuras y símbolos en cada linea siguiente.

Narrativa de un soliloquio desarrollado en mi mente en el transcurso de una conversación con un par de ojos que se encuentran entre cambio de estaciones, de esos que te observan con cierto brillo indescifrable:

 Son al rededor de las 5:00 p.m. Se escucha el mar, pero ninguno lo voltea a ver, las estrellas casi hacen ruido, pretendemos que no están sobre nuestras cabezas, atención completa al otro, intentamos ser unos locos

“Me doy cuenta en este preciso momento, diez minutos y pocos segundos dentro de el intercambio de palabras de introducción, se muestra una buena cara, no la mejor, para no decepcionar si hay un futuro. Se discute el clima; para parecer mas interesante se discute un libro, ya hemos discutido dos, a decir verdad a ninguno le parecen tan buenos; Me he dado cuenta de que me fumo los cigarros hasta que saben a filtro. Me escondo entre las nubes de humo que salen al cuarto de minuto, entre palabra que sale de nuestras bocas y suspiros grises ocupando el lugar de las que necesitan de seguridad inexistente antes de salir.

Que decir, cuando decirlo.

Cómo, por qué.

En donde , a donde, a donde vas, ¿hasta donde quieres llegar?

Y a donde sea que vas ¿Me puedes ver ahí contigo? O se trata de otra figura estática entre pensamientos de ocasión, cuando no se conoce suficiente al otro y las posibilidades son infinitas, y paradójicamente, nulas, se trata de extraños. Tu conciencia gana y el sentimiento de estupidez le roba el lugar a la fantasía. Ingenua.

Como camaleón sobre piedra, a plena vista se pierde entre el color, la textura está en el acercamiento, no estoy asustada, estoy a espera, áspera. Necesito un detonante, saber cuando dejar que lluevan de mi boca todas las cosas que estaría dispuesta a compartir con un extraño, lo que no me deja dormir, y lo que me permite dormir tranquila.

Ahora, habla, habla de verdad, que la voz que guardas cante tu llamado, despiértame. No sé que es, pero lo nubla todo, mis ojos te ven pero mi pulso no se eleva. Veo algo, sería pretencioso a un nivel inhumano llamarle potencial, cuando todo tu ser es una potencia.

wharol-basquiat-1984

Eres, lo puedo ver, eres, pero ¿Quién eres? Cuando levantas la mirada mis ojos ruegan que dejes salir eso que sé, eso que tu llamas esencia, deja que tu conversación despierte mi interés, no el del resto del mundo, quiero escuchar. Cuéntame tus sueños, narra las exploraciones que haces en un lugar donde no tienes miedo.

La colilla cae en el cenicero, la llama ilumina tu rostro sobre uno nuevo, tabaco ocupando el lugar.

Se perdió el momento, el ruido casi inaudible de algodón y papel contra vidrio, suficiente para que el viento se lleve la cabeza de fuego, las cosas se enfrían, una persona como las otras, no porque no se trate de alguien excepcional, pero la excepción en su escepticismo no he sido yo.”

Le daré vueltas al encuentro unos días y lo lanzare con el resto de las colillas.

Lo usual, muerte lenta para las palabras, pero hacia un final inevitable.

jeanmichelbasquiatbanner

Arte de Jean-Michel Basquiat. Ente de emociones fuertes y fumador por placer.

Por: Sofía Ávila (México)

instagram.com/sofiaaavila


Únete a nuestras redes:

facbook             twitter-icon-circle-logo             instagram-icon-3cd2e3790075e545be9ea3a14fe12baf             tumblr_256             social_youtube_63

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s