A(r)marte

No es fácil enfrentarse al miedo, ni olvidar el frío de un ayer encajonado. Duele mirar a los ojos de aquella persona en quien confiabas y ahora es solo una extraña que jamás llegaste a conocer. Sin embargo, solo necesitas tomar conciencia de ti, amarte por todos los que no lo hacen, mimarte, creerte, abrazarte,Sigue leyendo «A(r)marte»