Te dejo ahí

Te dejo ahíjunto a mi ventanalisto para clavarte en el airepronunciando mi imparcon el que justo ahorano puedo hacer nada. El sonido de tu bocatu cuerpo sobre el aguano sé en dónde te metisteestás repleto de promesas y finalmente estoy yo. Qué se yo de rebeldíasin acciones ni cuidadosuna especie inevitablede dos manos agrietadasque apilaronlosSigue leyendo «Te dejo ahí»

Vas a venir

Vas a venir aparecerás entre mis hombros con tu dolor viajando en la distancia revoloteando entre palabras ensayadas casi a punto de dormir. Yo no sabré dónde habré dejado la sonrisa los discursos huracanados que no terminan de decirse enteros y nuestro idioma en laberinto con la lengua en alfabeto dentro de una jaula queSigue leyendo «Vas a venir»

Respirar

Una vez me quedé dormida tanto tiempo que olvidé la manera de moverme hacia la luz casi pensé que las nubes negras bastarían y de la nada malinterpreté todas las estaciones mis microscópicos esfuerzos fueron abandonados se me acabaron las cosas que debía maldecir y de la nada recordé cada uno de los nexos cuandoSigue leyendo «Respirar»

A veces olvido

A veces olvido que estoy heriday sonrío siete nochesdesembarcando el dolor,deshaciéndome de la pielcon los ojos desiertos. Me levanto aun sin haber dormido,doy cien vueltas sobre la alfombra-apenas de puntillas-con la puerta entreabriéndosey el equilibrio casi precario. Desayuno a cualquier horaen cualquier lugarcon los platos hasta el bordey los cubiertos en el piso. Me desvistoSigue leyendo «A veces olvido»

Vacíos diluidos

Escúchame respirandosolasola bajo las gotas que caeny caen páginas blancasignoradas e intactassin atuendos formalesni rubor en las mejillas. Sola frente al espejodesnudaabriendo el esternóny cada parte de mis emocionesmezclándosesin rocescuando los lunes se agrisany no encuentro la luz de la tarde,apurando los silenciosque dueleny dueleel duelo con marco tristecrepúsculos perfumados,pálidos y vacíos. El corazón golpeandolosSigue leyendo «Vacíos diluidos»