A las doce.

Sigo respirando.Tal vez cuando lleguen las doceme ahogue en mis deseos convertidos en uvas,tal vez cuando lleguen las doceeste vacío eterno se desvanezca por fin. 365 días y sigo respirando.Más de cien años y sigo respirando.Qué cruel naturaleza que me permite seguir haciéndolo. ¿Cómo explicarle a mi razón que mi alma sufre?Este llanto interno queSigue leyendo «A las doce.»

Senectud a la espera.

En esta carrera, el tiempo me ha alcanzado,en mi piel ha plasmado su experiencia.Me he vuelto océano,surcos y remolinos me dibujan,mis huesos son ramas de arbustos secosque ya no producen frutos. He dejado de ser la de antes,la de siempre,la de la sonrisa completa,la de sueños nacientes. Mi cuerpo ya no tiene prisas,mis caminos andanSigue leyendo «Senectud a la espera.»

Mi cuerpo es una caja

Mi cuerpo resguarda lo valioso protege de los golpes aísla del sonido Ha olvidado el tiempo y se dedica a esperar el momento adecuado para cerrarse con llave esa que tú tienes y que revela mis secretos Resuena entre recuerdos refugia los deseos anhela ser llenado en espera de tus designios Soy la caja queSigue leyendo «Mi cuerpo es una caja»