Lo inesperado

Cuando todo parece quietud  y la rutina te incomoda, cuando deseas encender una luz y ver todo de otra forma, cuando cuesta distinguir los días y las noches son indiferentes, cuando anhelas aire nuevo y la ilusión parece ausente. Cuando menos te lo esperas, llega la vida y te sorprende.

La máscara

Sentada en la mesa del rincón veía toda la cafetería. Podía vigilar quién entraba y salía. Observaba a la gente sentada en las otras mesas. Controlaba a los que trabajaban detrás de la barra y a los que servían las mesas. El camarero alto, atlético y de pelo moreno tomaba nota a dos señoras sentadasSigue leyendo «La máscara»