Escritores de Letras & Poesía Mabm (España) Prosa Poética

Exquisita frialdad

Estoy sentada frente a este papel en blanco que se me antoja un incipiente relato de (des)amor y juro que esta vez no sé muy bien por dónde empezar. Ando a tientas entre lo que escribo y lo que realmente quiero escribir y maldigo a este estúpido pensamiento dicotómico que enturbia mi razón y me nubla el entendimiento.

Afuera llora el cielo acompañado de nubes grises. El sol se lava las manos y un insólito frío, inusual a estas alturas, desluce lo que debería ser la radiante mañana de una recién estrenada primavera y me cala hasta los huesos. Al mismo tiempo, algo que no soy capaz de definir con exactitud y escapa a cualquier razonamiento lógico, algo así como un antagónico cóctel de alcaloides que invade mi torrente sanguíneo y que en lugar de aletargarme me mantiene en constante alerta, o quizás el gélido viento del norte, me trae a la memoria el recuerdo de tiempos pasados que nunca fueron mejores, abriéndose paso entre miles de conexiones neuronales en perfecta sinapsis y emborronando mi parte más racional dejando al descubierto un hasta ahora desconocido lado sombrío. Porque no somos más que almas cinceladas por un doble bisel de luces y sombras y lo único que nos distingue es el lado por el que decidimos apostar.

Entonces cuando esa llantina hidrometeórica de lágrimas en suspensión se torna llanto, empiezo a atar cabos y caigo en la cuenta de que es ese gris mortecino que hoy lo colorea todo lo que se me hace tan familiar. Y justo en ese instante le comienzo a encontrar sentido a la relación de proporcionalidad inversa tantas veces machacada en esas insufribles clases de matemáticas, pues conforme se iba incrementando esa frialdad serpentina tan exquisita que siempre te ha caracterizado, a la vez perdía fuerza todo lo que una vez pude llegar a sentir. Porque en algún momento que desconozco, nos convertimos en miembros de una inecuación donde cada variable, en inversa proporción, andaba a su bola.

(13)

Anuncios

3 comentarios

  1. ¿A quién no le pasa? Decir lo que quieres pero no saber expresarlo con palabras. Admiro a esos superhéroes de columna diaria, ejemplo en mi querido y admirado Manuel Alcántara, en su desafío diario con sus lectores. Feliz martes.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.