Manuel Cristancho (Argentina) Poesía

Sueño ecuestre

He visto un caballo libre 
de cascos altos, hambrientos; 
su melena rozaba grandes épocas 
como seduciendo su regreso.

Las huellas de su herradura
arden negras en el pecho; 
su galope ensañado arrea
un débil latido cercano.

¿Quién borró la embocadura provocando este desvelo? 
¿Quién escarbó en el establo verdes intentos de ilusión?

Mi piel cede al rejoneo,
al trote del sopor tan amado,
y en mi cama ahora relinchan
pulmones montados a pelo.

Estallan mis párpados habitados
por ojos negros ariscos de sueño, 
nobles colosos que reclaman luz 
en la oscura morada de mi cuerpo.

¿Qué hará tanto brío ajeno con mi correa ya oxidada? 
¿Qué de este jamelgo cuerpo ansioso de desbravar? 

Aferrado aún a sábanas frías, fracaso
en el intento aculado de amansarme.
Ya no podré regresar al corral:
alguien enterró sus espuelas.

Manuel Cristancho
@manuelcristanchocortes
Leer sus escritos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: