A nuestras propias ganas

Hay pensamientos que visten de melancolía los atardeceres. Inevitable. Como lo es respirar, o latir de verdad. Porque no siempre el corazón late. Absurdo, pensarás. Y quizá lo sea. Mas mi corazón trabaja cuando de verdad quiero. En ocasiones, duele, como un infarto de realidad aumentada en el desfiladero de los imposibles. Otras, revienta la tierra bajo tus pies y revuelca tu alma como una ola surfeada de veinticinco metros.

Escribo en la nostalgia de los pensamientos, esa que me abraza cada tarde cuando no te tengo sobre mi pecho mientras susurro versos prohibidos. Hay otras vidas por vivir. Quizá esta no sea la adecuada. Pero, en la seguridad del viento en mi rostro, buscaré el modo de traspasar el tiempo. Te buscaré. Y te encontraré. Nada será igual porque ya es diferente. Volverán los pensamientos antes del anochecer, sí. Los escribiré con tinta indeleble, mientras le hacemos el amor a nuestras propias ganas.

Óscar Quiroga
@quirogautor
Leer sus escritos

Publicado por Letras & Poesía

Somos una plataforma literaria que promueve el trabajo de escritores independientes. Lo hacemos priorizando el talento, fomentando la libre expresión y ofreciendo contenido de calidad, así como experiencias literarias invaluables a disposición de todos. Nuestro objetivo es posicionarnos como la plataforma literaria más destacada de habla hispana y como la mejor alternativa independiente para lectores jóvenes y adultos.

Un comentario en “A nuestras propias ganas

  1. Aquí hay una versión en inglés de su trabajo:

    There are thoughts that clothe the sunset with melancholy. It is inevitable. As is breathing, or beating, to tell the truth. Because the heart doesn’t always beat. That’s absurd, you’re probably thinking. And maybe it is. But my heart works when I really want it to. Sometimes it hurts, like an augmented reality heart attack in the narrow passage between impossibilities. Other times, it breaks up the earth beneath your feet and makes your soul tumble and roll like a surfed eighty-foot wave.

    I write with thoughts of longing, a longing that surrounds me every afternoon when you’re not lying on my chest while I whisper forbidden verses. There are other lives to live. Maybe this is not the right one. But in the security of the wind on my face, I will look for a way to move through time. I will look for you. And I will find you. But nothing will be the same because things are different now. The thoughts of longing will surely return before nightfall. I will write them with indelible ink, while we feel the burning of our own desires.

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: