Autores Dr. Asenjo (México) Poesía

Olympus Mons

Se decía que aquí habitaban los dioses olímpicos,

que el clima siempre era temple,

que aquí se bebía ambrosía y néctar,

que pasado el invierno llegaría Perséfone,

que aquí los dioses gobernaban al destino del hombre

y que aquí los dioses festejaban sus banquetes,

en esta acrópolis luminosa.

Ahora veo que detrás del mito de los dioses

no hay más que desierto rojo, estéril,

arrebatado de su fertilidad

por los violentos azotes de la luz solar.

Y así, varado en este planeta alienígena,

veo que detrás del mito del progreso

y la tecnología del hombre,

se encuentra el mismo baldío rojo y estéril.

Detrás de los esfuerzos de exploración,

el eterno baldío.

Quizás debería dedicarme

a la veneración de los dioses falsos,

pues los dioses de la ciencia

me han abandonado

en la interminable aridez

del suelo marciano.

17

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: