Encrucijada

Ahora que la marea

provocada por el impostergable paso del tiempo,

ha borrado los últimos recuerdos

impregnados en la fina arena,

cuya extensión alcanza a llegar

hasta donde la mente

es capaz de volverse a encontrar.

Es en ese momento en el que incluso

la más débil e insostenible reminiscencia

se vuelve contra su creador,

y este enfrenta un agónico dilema:

aferrarse al último pedazo de cuerda

arraigado en los anhelos de su ser,

envolviéndose en la ingenuidad y el capricho,

o dejarse llevar y aceptar la idea de buscar la luz

en un rincón del alma hasta ahora ignorado.

Publicado por Juan Pablo Merino

Estudiante de la maestría en Estudios de Asia y África con especialidad en China. Edad: 24 años. Disfruto de la lectura y de dejar una huella de mis pensamientos por medio de mis escritos.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: